Panna cotta café-crema
La panna cotta es casi como un flan, un postre que gusta a todos y nos permite hacer muchas variantes. Ya veis lo llamativa que queda en su presentación y la degustación es una delicia, un postre irresistible para cualquier comida especial. Para hacer esta panna cotta de café es indispensable utilizar un buen café, nuestro conejo es que sea Café Rico Classic Molido Natural, lógicamente.
Raciones Tiempo de preparación
4raciones 30minutos
Raciones Tiempo de preparación
4raciones 30minutos
Ingredientes
  • 250g nata 35% M.G.
  • 1,5g agar agaró 4 hojas de gelatina
  • 200g café exprés
  • 100g azúcarpuede variar al gusto
  • 1cuchara leche condensada
  • jarabe caféal gusto
Para el jarabe de café
  • 150g azúcar
  • 100g café exprés
Instrucciones
Elaboración
  1. Empieza preparando el jarabe de café. Para ello, pon el azúcar en un cazo amplio y ponlo a calentar, que se vaya fundiendo de forma homogénea, no es necesario moverlo. Mientras tanto prepara el café exprés. Una vez hecho, viértelo poco a poco sobre el almíbar del cazo y mezcla bien. Cuece a fuego medio-bajo hasta que reduzca adquiriendo textura de jarabe. Recuerda que al enfriarse espesará más.
  2. Para hacer la pannacotta. Pon en un cazo la nata o crema de leche y llévala a ebullición, entonces retira del fuego e incorpora el agar agar, mezcla bien con las varillas y cuece a fuego lento un minuto. Retira del fuego.
  3. Prepara el café exprés y añade el azúcar, mezcla para que se disuelva, a continuación viértelo en el cazo con la crema de leche y mezcla de nuevo. Pruébalo para ver si está endulzado al gusto y rectifica si fuera necesario. Ya está listo para verter en los moldes.
  4. Dispón de cuatro moldes redondos, o loa forma que más te guste y vierte el preparado de la panna cotta colándolo previamente. Deja enfriar a temperatura ambiente y después reserva en el frigorífico hasta el momento de servir. Si se hace con agar agar la panna cotta gelifica enseguida, con gelatina necesita estar en el frigorífico aproximadamente cuatro horas.
Emplatado
  1. Sirve la panna cotta de café-crema desmoldándola en los platos de postre, decora con unas gotas de jarabe de café alternadas con gotas de leche condensada. Puedes servir también unas galletas crujientes o barquillos. ¡Que te proveche!